Hablemos X

Nuestra oficina de espera su llamada

Contacto

X

Hablemos

X
View results on a new page

Shirt Monkey aprecia una pronta amortización …

… de su inversión en impresoras Kornit Digital.

Shirt Monkey es una empresa familiar con sede en Winsford, Cheshire (Reino Unido), especializada en impresión directa a prenda.
“Estamos especializados en cumplimiento de pedido, esto significa que imprimimos bajo demanda para empresas minoristas de gran tamaño que, principalmente, venden a través de Internet. Todos los pedidos se envían directamente al cliente en un plazo de entrega que oscila desde 24 horas a 72 horas”, comenta Nic Simons, director de Shirt Monkey.

Shirt Monkey inició su actividad en el sector de la impresión a principios de 2013 con una sola impresora para textil, la Brother GT-381; desde ahí fue creando su base de clientes y aumentando lentamente su volumen de impresión diaria.

“Tras un crecimiento sostenido durante un par de años, tomamos la decisión de invertir en sistemas Kornit y nuestra empresa ha ido fortaleciéndose progresivamente. Eliminamos todos los contratiempos relacionados con las prendas pretratadas fuera de la máquina y redujimos enormemente nuestros costes por impresión”, explica.

Presentación de los sistemas Kornit Digital

Nic se puso a buscar una máquina de impresión directa sobre prendas más grande para aumentar la oferta de Shirt Monkey en este sector del mercado. “La primera vez que oímos hablar de Kornit fue en una feria de muestras y nos pareció una máquina muy cara pero, después de hacer algunos cálculos básicos, comprendimos que era justo la máquina que necesitábamos; nos lanzamos y compramos nuestra primera máquina Kornit Breeze.

A los seis meses de trabajar con la Kornit Breeze, necesitábamos más capacidad. Fue entonces cuando pedimos nuestra primera Kornit Storm II, a la que rápidamente le siguió una Kornit Avalanche 1000. Alrededor de un año más tarde, compramos una segunda Avalanche 1000; además, acaban de instalarnos una Avalanche HD6 y otra viene de camino”.

Ventajas económicas de la impresión directa sobre prendas

Kornit Digital Case Study Shirt Monkey UK England
Charlotte Smith, jefa del equipo de producción de impresión digital y el director de la compañía, Nic Simons, de Shirt Monkey.

“Nuestra impresora Brother supuso una entrada extraordinaria al mercado de la impresión directa sobre prendas, sin embargo, para nosotros las máquinas Kornit son la única opción viable para dar respuesta al volumen de nuestra actividad. El coste por impresión supone una parte primordial en nuestra toma de decisiones, y Kornit ofrece el mejor coste por impresión del mercado, así que fue una decisión sencilla”, añade Nic.

Nic explica el flujo de trabajo: “Cuando llegan los pedidos, se imprimen en la oficina y luego se envían a recogida. Una vez recogidos, se pasan al equipo de impresión que se ocupa de cargar los gráficos en los equipos y, seguidamente, de imprimir las prendas. Una vez impresas, se secarán en nuestras secadoras y, por último, se envían al equipo de embalaje”.

Menciona también que, debido al volumen de producción que tienen, es muy importante que las máquinas sean fáciles de usar. Los operarios vienen y van, y en solo un par de días de formación, ya están preparados para imprimir los pedidos. “Y eso es esencial para nosotros por motivos de eficiencia y costes”.

La fiabilidad es un factor muy importante para nosotros, apunta Nic, director de la empresa. “La máquina es muy compleja así que es normal que sufra averías. No obstante, los técnicos que vienen son muy profesionales, responden a todas nuestras preguntas y siempre consiguen que las máquinas vuelvan a estar en funcionamiento muy rápidamente”.

Seguir creciendo

Shirt Monkey Kornit Digital Case study

Charlotte Smith, jefa del equipo de producción de impresión digital, menciona cómo tener una Kornit Avalanche HD6 le ha facilitado la vida, “es una máquina de funcionamiento realmente sencillo, es muy fácil para el personal y, simplemente, produce unas impresiones extraordinarias, sobre todo para los clientes”, añade.

Nic Simons, el director de la empresa, señala que “si alguien está buscando una impresora directa a prenda, francamente les recomendaría Kornit. Comprendo que son una inversión de capital muy importante, pero la calidad y el coste por impresión realmente la hacen viable. Creemos que la calidad importa cuando se trata de impresión y, por tanto, solo usamos las mejores máquinas del mercado”, añade Nic.

Acerca de su próximo paso para el año nuevo, Shirt Monkey comenta que “estamos entusiasmos con el traslado a unas instalaciones nuevas donde, en lugar de 930 metros cuadrados, ¡tendremos casi 2230!”.